Overblog Suivre ce blog
Editer l'article Administration Créer mon blog
30 août 2011 2 30 /08 /août /2011 05:03

 

Cochabamba, 17 de agosto de 2011

 

Estimados señores,

Ref. Inminente colapso económico en los Estados Unidos

                Para su consideración, me parece importante compartir los siguientes datos.

                La economía de los Estados Unidos está colapsando, por lo que las autoridades nacionales deben tomar las precauciones necesarias y posibles para recibir el menor daño posible. Sólo destacando algunos de los datos que salen de la economía estadounidense, tenemos lo siguiente (esta información es pública, por lo que su verificación no representará ninguna dificultad):

  1.        Su deuda nacional llega al 100% de su PIB (o GDP, por sus siglas en inglés. La diferencias contables entre PIB y GDP varían muy poco.), o sea, más de 14 billones de US$.
  2.        La deuda total de los Estados Unidos, incluyendo su capitalización de las empresas federales Freddy Mac y Fannie Mae, más sus obligaciones sin respaldo (unfunded liabilities), ya supera los 60 billones de US$, o 400% de su PIB.
  3.        El déficit del gobierno federal para el año fiscal 2011 es de 1.4 billones de US$ (trillions en inglés). Eso es 10% de su PIB.
  4.        Debido a la flexibilización cuantitativa (Quantitative easing, o QE) Uno (QE1), la ligera (QE lite) y la segunda (QE2), más otros recursos, ahora es el gobierno de EE.UU. el mayor acreedor de EE.UU., por nada menos que 1.3 billones (número antiguo, de alrededor de marzo 2011, el QE2 duró hasta junio). Esto es una relación esquizofrénica que no tiene el menor sentido económico. Los Estados Unidos se están prestando a sí mismos el dinero que no tienen.
  5.        Entre el 2009 y junio del 2011, los Estados Unidos incrementaron su masa monetaria en 300%.
  6.        El desempleo en Estados Unidos prácticamente se ha mantenido estático los últimos 12 meses, y a la fecha está por encima del 9%.
  7.        El presupuesto federal del año fiscal 2011 es de 3.8 billones de US$, lo que representa más del 25% del PIB. Entre empleados del gobierno federal, local y estatal, más de un tercio de la totalidad de los trabajos en los Estados Unidos ahora pertenecen al sector público.
  8.        Los Estados Unidos tienen un déficit comercial mensual superior a los 40 mil millones de US$, 40 millardos, en el 2011. El mes de junio 2011 tuvieron 53 millardos de déficit. En el 2006, esta cifra llegó a 759 mil millones por el año (63 millardos mensuales). O sea, consumen muchísimo más de lo que producen.

Podría seguir con las malas noticias económicas, como el crecimiento del primer semestre del 2011 revisado a la baja, de 1.9% a 0.4% (La inútil Reserva Federal cometió un error de más del 400% en su proyección optimista), o tantos otros más, como el raquítico crecimiento industrial, dentro de una economía dependiente del sector servicios desesperadamente buscando algo que la reemplace. No es necesario extenderse sobre esto ya que cualquier interesado podrá profundizar en la información que sea de su interés particular.

 Igual de patéticos son los datos provenientes del estamento político, que no está siendo capaz de enfrentar este gran problema, o siquiera reconocerlo. A principios de año (abril-marzo), hubo una gran discusión sobre el presupuesto de lo que quedaba del año fiscal 2011, los demócratas buscaban recortar entre 20 y 40 millardos, los republicanos no quisieron ceder por menos de 60 a 80 millardos en recortes. Si bien la diferencia entre una y otra posición puede parecer significativa, la verdad es que discutían por apenas el 4% del déficit real, como máximo. Ninguno de los dos partidos estaba dispuesto a abordar el verdadero problema. Lo mismo puede decirse sobre el incremento del techo de deuda estadounidense, tras una aparentemente férrea oposición republicana se llegó a un acuerdo por el que se reduciría el presupuesto federal por siquiera 1.5 billones, en los próximos diez años; al ritmo actual, esto en verdad quiere decir que su deuda nacional crecería por unos diez billones durante ese mismo período, ya que su déficit fiscal de los últimos tres años ha superado el billón de dólares.

El daño que esta conducta produce a la economía del planeta es apenas imaginable, gran parte de la inflación a nivel mundial se debe a la misma. Los Estados Unidos, a diferencia de cualquier otro país del mundo, pueden transferir su inflación a la comunidad mundial, porque el dólar estadounidense es moneda de reserva e intercambio internacional. La destrucción de riqueza real, a cambio de papeles estadounidenses, daña a Japón, China y el resto del mundo.

La obvia conclusión, de que los Estados Unidos no enfrentarán su realidad económica hasta que esta les golpeé en la cara, obliga al resto del mundo a prepararse en antelación a dicho momento.

Tres son las recomendaciones que puedo realizar a la fecha (Agosto, 2011), estas se deberían aplicar a la brevedad posible:

  1. Se debe abandonar el dólar estadounidense como moneda de intercambio internacional, y reemplazarlo por una canasta de monedas: Yen japonés, rinminbi chino, rublo ruso. (Por el momento, los más recientes problemas del Euro lo hacen inelegible para este propósito. El franco suizo está encarecido, y tiene una gran exposición a los problemas financieros de la eurozona. Lo mismo sucede con la libra esterlina británica)
  2. Bolivia (o cualquier país) debe cambiar sus reservas líquidas a oro, plata o las monedas previamente mencionadas (que también sufrirán problemas; pero menos. También se debería plantear la posibilidad de cambiarlas por cualquier metal, no sólo los preciosos).
  3. El estado boliviano (o cualquier otro) debe dejar de respaldar las cuentas hechas en dólares estadounidenses. Esta acción sería suficiente para que el sector privado reaccione deshaciéndose de esta moneda.

Todas estas recomendaciones son en verdad una: huir del dólar estadounidense, abandonarlo por completo. Esta no es una crisis mundial de la economía, nunca lo fue, es un problema principalmente estadounidense que, por razones de volumen y la particular naturaleza de su moneda, afecta a todo el mundo.

Las siguientes personas, en todo o en parte, han evaluado correctamente la actual situación económica: Peter Schiff, Marc Faber, Jim Rogers, Michael Maloney, Gerald Celente, John Williams, Graham Summers, Gonzalo Lira, Santiago Niño Becerra, Jesús Huerta de Soto y muchos otros más.

Espero revisen la información con urgencia.

Atte.,

Rodrigo Antezana Patton

Hola, probablemente esta carta sea lo más importante que haya escrito en esta bitácora; aunque, para los asiduos a la misma, sean noticias viejas. Desde hace tiempo que busco dar una 'conferencia' sobre el tema, y subirla a la bitácora u otro medio; pero el asunto se posterga, ya que es con apoyo de la Universidad en la que trabajo, la UPAL. 

El hecho de que esto sea importante no quiere decir que mi voz sea lo suficientemente relevante como para que haga alguna diferencia. Mi voz, al igual que la de muchos otros miles, no está siendo escuchada... el problema es que eso va a cambiar (no creo que me escuchen a mí, sí escucharán a los otros), ya que los problemas económicos están empeorando cada vez más, seguirá así hasta que el asunto explote. Y será algo único, nunca antes visto, un momento en la historia de la que se hablará por los próximos siglos (si sobrevivimos, claro está). 

Postergué subir esta carta para hacerlo junto a otro artículo, ya sé que no les gustan mucho las notas sobre este tema, el problema es que me atrasé con el otro (la nota es sobre lo entretenida que es la 'historia' histórica, con algunos ejemplos). Lo escribiré mañana y el miércoles, espero subirlo para el jueves o antes. Gracias por el apoyo y cuídense mucho. 

 

Partager cet article

Repost 0
Published by Rodrigo Antezana Patton - dans Problemas
commenter cet article

commentaires

Recherche

Archives

Articles Récents

Pages