Overblog Suivre ce blog
Editer l'article Administration Créer mon blog
26 janvier 2011 3 26 /01 /janvier /2011 07:44

                La realidad humana es muy compleja e interesante. Por ejemplo, mi profesión, la Comunicación Social, lo que en el fondo hace es ocuparse de la comunicación humana, al igual que Economía, de la economía humana. Ni qué decir de ‘ciencias’ tales como la antropología y sociología. En otras palabras, el ser humano es una criatura muy egocéntrica, antropocéntrica, ocupada en verse a sí misma, todo el tiempo. Y, a pesar de todo el tiempo que nos vemos a nosotros mismos, todavía hay tanto por ver. Diría que nuestro problema es que hay demasiados ojos mirando en la misma dirección, o al mismo fenómeno, por lo que otras áreas, o vistas, quedan muy descuidadas. Dado que yo no tuve una educación religiosa, la religión ejerce sobre mí una fascinación muy grande. Mi madre comenzó a hablar de religión cuando yo tenía 7 u 8 años, para ella fue un retorno a su fe, un regreso a la religión que había tenido; en cambio, para mí era un elemento nuevo, ajeno, curioso. Además, mi padre siempre se mantuvo agnóstico, como se autodefinió en varias ocasiones. Entonces, hasta mi ingreso al colegio, a los 6, yo prácticamente no tenía la menor experiencia en el área de fe (Salvo atisbos breves, a través de mis parientes y abuelos). Huelga decir que nunca pude ser una persona religiosa, yo conocía la palabra trilobite antes de Adán y Eva (es una anécdota que me gusta contar), y de seguro que conocía un centenar de nombres de dinosaurios antes que los nombres bíblicos. Después de mis rebeldías escolares, comencé a ver a la religión como un aspecto sumamente importante de la sociedad humana. (No vale la pena hablar de cómo me defino ahora, ni por qué, al menos, no, en esta ocasión) También comprendo que todas mis búsquedas, preguntas, y curiosidades, así como mis muchas respuestas, se deben a que yo no posea una religión… al igual que demasiada gente en nuestro tiempo. Verán, las religiones, a lo largo de la historia han sido: guías morales y culturales, cosmogonías, maneras de comprender la realidad que nos rodea, el comportamiento que debemos llevar, y una explicación sobre el lugar que nosotros ocupamos. Cuando la religión desaparece de nuestra sociedad, y no tiene un reemplazo claro (algún día voy a escribir tooooooda mi filosofía de vida, cuando tenga tiempo, el asunto es que dar todas esas respuestas—pocas de las cuales son originales—me tomó mucho tiempo. Yo ya tengo 35 años. Y un descomunal monto de lecciones provinieron de mis padres… hasta cierto punto, yo soy un católico), no es un pequeño problema, si no, uno muy serio.

satanismo00A                Una de las consecuencias culturales más insospechadas del colapso religioso de una sociedad es la destrucción de la base estética de la misma. El arte, en toda la antigüedad, posee dos usos principales: el religioso y el estatal. Imaginen, entonces, un país como Francia, donde se lucha contra el rol de la religión, durante la revolución francesa (1789), y contra el rol del estado, a la vez. No es pequeño el desafío cultural que se debe enfrentar. La revolución nunca pudo superar ese problema, por eso, con relativa facilidad, un general antimonárquico se hizo coronar nada menos que emperador—de seguro que todos ustedes conocen a un tal Napoleón. Pero, en el aspecto secular del asunto, la batalla estética se había perdido, y así sigue hasta nuestros días. Una de las razones para la repugnante naturaleza del arte contemporáneo se debe al colapso de sus dos usos previos, ya que antes, el gobierno, era la nobleza, que si bien es correcto mencionar todas las prepotencias que surgieron de ellos, pues, también representan el buen gusto, algo que hoy en día nadie puede reclamar como suyo. Un ejemplo de esto: la familia Medici, del renacimiento italiano, financió obras de Miguel Ángel y otros genios italianos. Esta familia ha legado, a la humanidad, una vasta colección de obras de arte. Los multimillonarios de hoy en día, los Gates, la Oprah, son más ricos, en proporción, de lo que alguna vez lo fueron los Medici. ¿Qué han dejado, que están dejando, como legado cultural, estos multimillonarios? Oprah, por ejemplo, ha pagado miles de dólares por cuadros de sus mascotas. Nada menos que cuadros de perros y gatos, ése es su legado. Más o menos se podría decir lo mismo de nuestro tiempo. Con esto no quiero decir que un pasado noble y aristócrata sea mejor a lo que vaya a venir; pero sí, con toda seguridad, es una de las razones para el tremendo daño causado a la calidad del arte, que se tornó horrible desde finales del XIX, el 1800 y pico (el que sea horrible no quiere decir que carezca de interés).

                La corrupción de lo estético ha sido un gran daño para la humanidad, y el tema da como para obtenerSatanismo001 su propia nota. Uy, ya me pasé, ¡qué introducción más larga! Saltemos al punto, estas batallas en contra de la religión, que comenzaron con la revolución francesa, nunca dejaron de ser moda desde entonces. Sin que los “capos” intelectuales, en sentido irónico, hayan pensado en su reemplazo. Suficiente con señalar que todas las ridículas teorías de que la religión fue hecha para dominar a la gente, para volverla pasiva, o que siempre apoyan a la élite, y tonterías por el estilo, no tienen ni un dedo de razón. Ni uno. La religión, la de aquí o allá, no es poca cosa, es un asunto muy interesante y complejo desde cualquier punto de vista. Ya mencioné que es una manera de ordenar el universo que nos rodea y otorgarnos un lugar en éste, ¿les parece eso poca cosa? Entonces, la religión, tan vilipendiada hoy en día, no obtiene suficiente prensa, a menos que sea para hablar mal de ella, o criticarla—ya saben, la moda del XIX sigue en boga—y ciertos fenómenos relacionados con ellas, pues, no obtienen suficiente atención, que es lo que señalaba al principio. Dado que la religión es tan importante para la organización general de una sociedad, e incluso, para la psicología de un individuo, los ataques a la religión predominante, como la cristiana, ha creado verdaderos monstruos de religión en todo lo que conocemos como el mundo occidental—del que Latinoamérica es parte, les guste o no. El problema no es tanto las burradas que reparten, si no lo que no hacen: carecen de tradición, carecen de profundidad, etcétera. ¿De qué estoy hablando? Pues, de las nuevas religiones, de las que el ‘satanismo’ es una.

satanismo005                Yo no entiendo por qué la gente se mete a estas tonterías. ¿Acaso no es señal suficiente que un libro como ‘El código Da Vinci’ sea popular por utilizar el legado cristiano?, ¿no prefieren los niños insatisfechos y rebeldes ser miembros de una cultura religiosa que tiene 2 mil años de antigüedad, o siquiera unos 1700, en vez de unirse a alguna sonsería con veinte, que inventó tu tío? (SOnsería: Sustantivo. Conjunto de ideas débiles y poco profundas que intentan hacer pasar por religión, o filosofía—podrán darse cuenta que, hoy por hoy, sobran las sonserías). Si tuviera que dar un mensaje al respecto, diría que, a menos que tengas una idea muy, muy clara de la fe que deseas seguir, únete a alguna de las fes cristianas con tradición (protestantes, católicos u ortodoxos), sólo porque tienen iglesias con mucha pinta, además de un conjunto de valores aceptable. Sólo en el aspecto sexual, en una época en que hay todo tipo de métodos para la planificación familiar, diría que los valores cristianos están fuera de onda, y que nadie, o casi, les hace caso. No soy religioso, por lo que no puedo defender alguna religión sin meterle un pero obligado. Lo que sucede es que veo demasiada gente que sí busca religión, metiéndose a sonserías, que las hay por doquier.

                Cualquier pretexto fue utilizado, en la antigüedad para permitir actos perversos, y son estasSatanismo002 perversiones las que están por detrás de gran número de sonserías. Ya, en el siglo XVII, los esnobistas que podían permitírselo, se ufanaban de algún satanismo del que eran partidarios. No hay ‘satanismos’ previos a los registros del XVII, lo que antes se llamaba ‘satanismo’ sólo eran los muchísimos credos paganos que el cristianismo retiró a la vez que los reemplazaba. Es por eso que muchos de estas sonserías satánicas hacen uso de símbolos romanos antiguos, en vez de, en verdad, hacer uso de símbolos satánicos. Uno de los primeros sonsitos en explorar el lado pervertido fue Francis Dashwood, un noble aburrido que no tenía en qué ocupar su tiempo, ¿Por qué no hacer un club de los excesos? Supongo que su grupito, el Club Hellfire o Fuego del infierno, podría ser el tema de muchas novelas creativas, la realidad, mucho más pedestre, sólo mostraría a un grupo de ricachos haciendo cochinaditas hasta el aburrimiento. Las orgías no son satánicas, los romanos, y muchas otras culturas, las tuvieron. Estos tipos, a falta de algo mejor, buscaban un pretexto para soltar sus instintos sin culpabilidad y decidieron llamarse satánicos. Se podría que Dashwood sólo fue el primero de los mal entretenidos que abrió las puertas del neo paganismo.

                El satanismo moderno, en cambio, procede de un tal Anton LaVey (n. 1930 m. 1997) —obvio, no essatanismo004 su nombre original—que escribió nada menos que la Biblia satánica. Se podría decir que algunos puntos de LaVey son simplemente sentido común, como la cuarta declaración: “gentileza para aquellos que se lo merecen, en vez de desperdiciar el amor en ingratos”. ¿Hay alguien que se opondría a una declaración de este tipo? Pero el problema del satanismo de LaVey es todas las burradas que mete sobre el mismo. No es ni siquiera filosofía, son delirios de feto, ‘magia’ que no sirve ni pa’ pepino. Entonces, ¿para qué molestarse en hacer eso? si se nota que ya consiguió lo que buscaba: llamar la atención. Como personajes de ficción me parece interesante, como realidad, absurdo. Después de que ‘El código Da Vinci’ se convirtiera en un éxito, ahora todo el mundo ve Illuminati por todas partes, y resulta que han sido parte de la historia durante muuuuucho tiempo. Cuando los Illuminati, o eran un club racional, que no haría ningún complot, o eran amiguitos de Dashwood que gustaban de participar en orgías. Eliphas Levi, es el extremo opuesto a Dashwood, un barriobajero que comprobó la debilidad de la clase alta por entretenimiento ‘paranormal’, escribiendo varios libros sobre el tema. Tuvo mucho éxito durante su vida, y le sucedería Alesteir Crowley, otro ‘maguito’.

Satanismo006                Entretenimiento, vacío entretenimiento es gran parte de la ‘religión’ de hoy en día. Por extraño que parezca, hoy en día, cuando hemos perdido casi todos los tabúes sobre el tema, el sexo sigue siendo la entrada, y el pretexto para un montón de sonserías: desde el neopaganismo, hasta el nadie sabe qué son, como el ‘burning man’. Sabemos que es un evento neo pagano, ¿qué más es? Ellos no lo saben, nosotros peor. Y encima de todo, hasta los metieron a los extraterrestres en el asunto… y al sexo. Rara está la cosa.

                Y, ¿qué se puede concluir de todo esto? Que el ser humano necesita saber su lugar, tener una noción de orden de lo que le rodea, y no es suficiente el decir que tal orden está mal, se debe dar ese orden, ese lugar, o los seres humanos perderán tiempo, muuuuuucho tiempo, buscándolo. Además, pa’ pensar sobre el tema, yo diría que es un abordaje siquiera de un ángulo novedoso. Espero les haya gustado.

Hola, hola. Estoy bastante satisfecho con el nuevo estilo de página, que pecara de sencilla, a la vez que es muy cómoda. (Esa última foto es del museo del vaticano. Lindo, ¿no?) Me dicen qué les parece a ustedes.

Respecto a la nota, pues es uno de los típicos casos en que mucho abarca, poco aprieta. El tema es demasiado amplio, mucho. Por lo que sólo toco la superficie y les presento el asunto para hacer algo de gimnasia mental, que siempre viene bien. Cualquiera de los puntos los pueden revisar en un considerable número de páginas, no será difícil, y ya vi que hay varias bastante confiables. No me pareció que este fuera un momento para andar difundiendo enlaces de este tipo. 

Estoy con bastantes cosas, ordenando, completando. Puedo adelantar que este año, por fiiiiiin, poooor fin, permitirá que 'Un sendero hacia el atardecer', el libro, pueda ver la luz del sol. Recién saldrá la primera parte, sale. SALE. Pase lo que pase. Así que vayan preparando billeteras que son tres partes. Espero que este año salgan dos. ¿Qué más? Me compré una nueva cámara fotográfica, una maravilla. Si bien me salió un ojo de la cara, estoy muy satisfecho con el equipo: Es una Sony Alpha 290. Cosita buena. Lo único malo es que mi ritmo de sueño se ha tornado, como pasa a veces, inexistente... ya volveré a la onda.

Bueno, hasta la próxima, y no se olviden inscribir, es fácil, sencillo, y así se puede sobrellevar mi irregularidad con mayor comodidad. Ah, también es completamente anónimo, y yo no lo puedo usar para nada, el sistema envía la carta sólo cuando hay un artículo, o nota nuevas. 

 


 

 

Partager cet article

Repost 0
Published by Rodrigo Antezana Patton - dans Problemas
commenter cet article

commentaires

Recherche

Archives

Articles Récents

Pages